El último mercenario de Girón

mercenario captutadoMinint
Momento en que Conte fue capturado luego de fugarse de la cárcel. Foto: Cortesía del entrevistado
JR ofrece detalles sobre cómo capturaron en La Habana a un antiguo policía batistiano, el agente 6443, devenido mercenario de la brigada invasora 2506
Luis Hernández Serrano

Nunca salía de la casa. Estaba encerrado como en una cárcel. Al oír un ruido, se escondía en el closet. Su única distracción era mirar por las persianas, porque si salía a la calle sabía bien que lo atraparían al momento.
Esta historia la cuenta el teniente coronel retirado del Ministerio del Interior Rolando de la Paz Alfonso, quien en unión de su jefe, Próspero Roberto de la Paz Alfonso, y de otros oficiales, capturó audazmente al mercenario de Girón Ramón Bernardo Conte Hernández, en el reparto habanero de Lutgardita, en Rancho Boyeros, donde se escondió desde que escapó de un establecimiento penitenciario en que cumplía condena de 30 años, luego de ser capturado el 23 de abril de 1961 y juzgado por los crímenes cometidos antes del triunfo de la Revolución. Rolando de la Paz fue el oficial que llevó directamente el caso.

Continue reading

Terrorismo en Le Van Tam, la mano asesina del Imperio. #Cuba #TenemosMemoria

incendioA las 4 y 45 de la tarde del 8 de mayo de 1980, en Marianao, en un edificio de diez plantas donde estaba ubicado el mayor círculo infantil de Cuba, el Le Van Tanh, se originó un incendio. Desde el primer piso el fuego alcanzó los pisos superiores e inmediatamente afectó los dos ascensores y la escalera de acceso a las diferentes plantas. Como resultado quedaron atrapados en los pisos superiores 570 niños y trabajadores del círculo infantil. La situación se tornó realmente crítica. Sólo gracias a la audaz y valiente actuación de los bomberos y de las autoridades cubanas, apoyados por la rápida movilización de la población que acudió de inmediato al lugar del siniestro, se logró evitar una posible catástrofe de incalculables consecuencias y rescatar a todos los que habían quedado atrapados por el fuego.

Los especialistas y peritos del Ministerio del Interior de Cuba, que investigaron minuciosamente el lugar de los hechos, llegaron a la conclusión de que se trataba de un incendio provocado intencionalmente. Estos actos terroristas eran el sello distintivo de las organizaciones contrarrevolucionarias que actuaban bajo el beneplácito de la CIA tales como la explosión del buque La Coubre, el incendio a las tiendas El Encanto, La Época, Flogar, el incendio del cine Cándido en Pinar del Río y una lista infinita de sabotajes, que costó numerosas victimas humanas. En las pesquisas se pudo comprobar que seutilizaron artefactos explosivos altamente inflamables, producidos en laboratorios de la CIA y que eran enmascarados en petacas de cigarrillos.

Continue reading